#EditorialHi: ¿Por qué Carlitos?, por Toti Pasman



No entiendo por qué siendo tan grande y tan ídolo de Boca decidiste escaparte por la ventana. 
No comprendo, ni me cabe, la novela de las dudas, de la indecisión sobre tu futuro, para después clavarle una puñalada a todos los hinchas de Boca con esa foto con tu nueva camiseta del Shanghai Shenhua o como se llame.

Todos tienen derecho a cambiar, vos también. Hace un año y medio, nada más, Boca era el paraíso, tu sueño, tu vida, tu amor y tu casa. 
Es verdad que fueron 18 meses muy intensos, como toda tu vida por cierto, pero siento que la lealtad del hincha de Boca merecía otra despedida. Merecía la verdad de frente, auténtica como sos vos, una despedida a lo grande en la Bombonera ante Colón que hubiese dejado la puerta abierta para un tercer capítulo en esta historia de amor.

Justo en estas horas de playa y descanso comienzo a leer el libro de Diego Fucks sobre tu vida. Emocionante. Viene bien para hacer equilibrio. 
Alguien que sufrió tanto como vos no merecería ni una sola crítica del periodismo. Admirable historia de superación permanente, un verdadero cuento de hadas, un pibe que nace en "el Fuerte" con todas las privaciones y todos los peligros, y conquista el mundo.

A pesar de todo, esperaba otra cosa de Carlitos. 

Tévez tiene todo el derecho del mundo a elegir los millones de China. Porque con dos dedos de frente alcanza para entender que, no es ni una cuestión deportiva ni de estilo de vida, es un contrato irresistible. Sólo esperaba de Tévez la verdad. 

Haciendo un balance, esta etapa de Carlitos deja un campeonato de 30 equipos y una copa Argentina que él jugó a medias; una final bochornosa con Central que el propio Tévez quiso repetir; el fracaso terrible con Independiente del Valle; la decepción de la Copa Argentina, Ham y Unsain que no juegan...; y un final brillante ganando clásicos donde finalmente disfrutamos el Tévez de la Juventus que esperábamos desde su llegada. 
También la actitud cholula de los dirigentes de Boca que privilegiaron una boda lujosa a los intereses del club. 
En el medio, Guillermo, el único razonable, pidió que Tévez se quede hasta mayo para salir campeón, que es lo que necesita Boca.
Cosa que Tévez, Angelici y compañía, se olvidaron.

por Toti Pasman




+ Leídas de la semana