Los manteros de Once ya ocupan nuevos puestos en un galpón



Son 280 puestos en total y están ocupados por los manteros que fueron desalojados en enero de las avenidas Pueyrredón y Rivadavia, en Once. Algunos empezaron a trabajar hace una semana, otros aún están poblando su espacio: colgando las medias entre las rejas del puesto, apilando boxers sobre mostradores, escribiendo precios en cartulinas. 

Todos egresaron en las últimas semanas de los cursos que les dictó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) para convertirlos en vendedores formales. Están dentro de un predio de 3.000 metros cuadrados en Perón y Boulogne Sur Mer, un galpón en el que el Gobierno porteño invirtió tres millones de pesos para convertirlo en paseo comercial.

“La venta acá no es igual. Está lento. Vendemos una o dos prenditas. Hay que convocar a la gente. Se me ocurrió hacer unos volantes y repartir por acá y por allá”, dice María García, de 53 años, mientras dobla bombachas, que luego distribuye en su puesto. 

+ Leídas de la semana

FM DELTA 90.3