Courteney Cox admitió que cometió un error con sus retoques estéticos



Luego de los años de gloria interpretando a Mónica Geller en “Friends”, Courteney Cox se sometió a distintos tratamientos estéticos que la llevaron a verse muy distinta. Hoy, con 53 años, reflexiona a conciencia. 

"Pensé que la apariencia era lo más importante y me metí en problemas", admitió a New Beauty. La actriz reveló que abandonó los rellenos faciales y reflexionó sobre los estándares de belleza que rigen en Hollywood para “pertenecer”. 

"Este negocio lo hace muy difícil. Es bastante triste porque me puso en problemas. Lo intenté tanto que terminé haciendo las cosas mucho peor", admitió. Por su parte, ahora puesta con todo a lo natural. "Creo que ahora me parezco más a la persona que era", aseguró.


El antes y después de Courteney Cox




+ Leídas de la semana