#EditorialHi: "La Superliga, una materia pendiente", por Toti Pasman


Nunca vi al Real Madrid o al Barcelona - hasta en eso están de acuerdo madrilistas y catalanes - tirar un partido y ser goleados en la previa de una semifinal de Champions. 

River y Boca son los más grandes de la Argentina, no pueden darse el lujo que se dio Gallardo el sábado de sufrir una paliza futbolística ante Talleres, para resguardar a los titulares pensando en la revancha con Lanús. Lo del DT de River incluyó una "ramoneada": hacer debutar a su hijo Nahuel en la primera de River. Incluyo a Boca porque estoy seguro de que Guillermo hará lo mismo cuando en el 2018 afronte la Libertadores. 
Asi no se puede. 

Son los mismos clubes que le piden 3000 millones de pesos a la TV por los derechos de televisación. 
Hasta que no cambien la mentalidad, Boca y River nunca serán el Real Madrid y el Barcelona. 

¿Ustedes vieron a Messi descansar algún partido? 
El número 1 del mundo juega todos los partidos y acá tenemos que andar cuidando a nuestras figuras domésticas. A este ritmo con los puntos que dejaron en el camino River, Racing e Independiente, la Superliga podría definirla Boca en el 2017 y que sea un mero trámite el 50% que resta para el año mundialista. 

El mismísimo Lanús, respetuoso como pocos de sus obligaciones, entró en la variante del recambio y también fue goleado 4 a 0 por Wanchope y los suyos. 
Son los mismos clubes que se negaron a jugar dos clásicos porque exigían más plata a Fox y Turner. 

Las copas son muy lindas y apasionantes, más allá del flojísimo River-Lanús que no hizo falta que se utilice el VAR, también lo será si chocan Racing e Independiente en la Sudamericana, pero habría que empezar por casa, respetando el torneo local que es el que te clasifica a los torneos continentales del 2019. 

Al final siempre triunfa el egoísmo de los entrenadores, que por sumar una estrella más rifan el prestigio de los clubes mas grandes de la Argentina.

por Toti Pasman


+ Leídas de la semana