Su médico lo niega, pero Trump está al límite de la obesidad


A pesar de que el doctor señala que tiene una "salud excelente", el presidente de los Estados Unidos quiere perder entre cuatro y siete kilos este año.

El viernes pasado, Donald Trump se sometió al primer exámen médico anual de su presidencia. No sólo fue en referencia a su estado físico, sino que también le solicitó al médico Jackson que le realice estudios cognitivos.

"Está en forma para ejercer su deber -de presidente-, durante el resto de su mandato e incluso durante el resto de otro mandato si fuera elegido", fue lo que anunció en una conferencia de prensa Jackson, quien luego aseguro que "no tengo ninguna preocupación sobre su capacidad cognitiva. No veo ninguna razón en absoluto para pensar que el presidente pueda tener ningún problema en absoluto con su razonamiento (...) Su mente es muy aguda, está intacta".

Recordemos que Trump tiene sobrepeso y está al borde de ingresar a la categoría de obeso, con un índice de masa corporal de 29,9, ya que pesa 108.4 kilos y mide 1,92 mts. A causa de esto, el doctor tiene pensado diagramar una dieta y una rutina de ejercitación para el Jefe de Estado.

Según trasciende, el millonario se habría realizado este test -llamado La Evaluación Cognitiva de Montreal- para poner fin a las especulaciones sobre su estado mental, ya que han aumentado con la publicación del libro: Fire and Fury.  


+ Leídas de la semana