Línea B: Una comisión investigará si hay asbesto en los vagones


Si bien ya se realizaron informes, los cuales descartaron que haya presencia de material tóxico, los empleados advierten que no se analizaron los vagones traídos desde España. En los últimos días esas formaciones compradas al país europeo están en el centro de la polémica porque contendrían amianto, que genera un polvillo cancerígeno denominado asbesto.

La investigación estará a cargo de representantes de SBASE, Metrovías, los gremios, la Agencia de Protección Ambiental, la Subsecretaria de Trabajo y el Ministerio de Salud porteño. En caso de encontrar amianto en los vagones es probable que se inicien acciones legales contra la empresa de subterráneos española por vender formaciones con material prohibido en ambos países.





+ Leídas de la semana